Los mejores inventos descubiertos por accidente

Las bicicletas fueron creadas para mejorar el desplazamiento de un lugar a otro. El celular fue inventado para generar mayor comunicación. Los computadores, para facilitar diferentes trabajos. Todos estos elementos fueron creados con un objetivo específico; sin embargo, existen otros productos que en un principio, el inventor los creó para darle solución a una cosa completamente diferente para lo que sirve hoy en día. Veamos los mejores inventos descubiertos por un accidente.

Teflón


Hacia el año 1940, el químico Roy Plunkett quiso mejorar los metales, creando uno que fuera más resistente que el propio acero, para usarlo en labores de ornamentación. Probó juntando varios elementos y una noche, combinó ácido clorhídrico y gas tetrafluoretileno, pensando que con esos componentes lograría su objetivo. El resultado se vería al día siguiente. Cuando Roy regresó encontró un metal sólido y pesado, pero fue gracias a la esposa de su amigo Marc Grégoire, que este elemento fue incluido en la cocina.

Marcapasos

Para finales de 1930, Wilson Greatbatch, ingeniero estadounidense, se encontraba en su lugar de trabajo creando un aparato para que los médicos pudieran escuchar y grabar los sonidos del corazón, logrando detectar problemas cardiacos con mayor facilidad. Wilson se equivocó en las resistencias eléctricas y enseguida pensó que había dañado todo su trabajo, pero al observar con detenimiento, se dio cuenta de que inventó un aparato con pulsaciones con la misma velocidad del corazón humano: a 1.8 milisegundos.

Plastilina

Su inventor fue Joseph McVicker, quien lo hizo para facilitar el aseo de las paredes. Exclusivamente, se tenía pensado como un producto dedicado a la limpieza; incluso, tenía su microempresa donde comercializaba este producto, pero hacia 1940 la empresa decayó hasta que finalizó; a principios de 1950, Joseph se fue a trabajar a la escuela de niños, donde su hermana era profesora. Fue allí donde se dio cuenta que ella utilizaba la plastilina para distraer a los niños, los cuales duraban horas moldeando lo que quisieran. Y fue en 1955, que los hermanos McVicker lanzaron la plastilina como elemento didáctico, una versión mejorada cero toxica y de muchos colores.

Pegatodo

Fue creado por un investigador llamado Harry Coover, a finales de 1930. Lo hizo con la idea de usarlo en el armamento de los militares, pero cuando lo probó en una de las armas, se dio cuenta de que era imposible de esparcir y muy pegajoso, cuestión que lo hizo enfadar y olvidar la idea por un momento. Al otro día, cuando quiso retomar su invento en busca de mejoras, se percató de que el arma con la que había probado, estaba completamente pegada a otro metal. Desde allí, usó su invento para unir diferentes piezas sin importar el material y lo llamó simplemente: pegatodo.

Horno Microondas

Percy Spencer fue el creador de un radar, utilizado durante la segunda guerra mundial. La idea era que detectara enemigos como submarinos y aviones. En busca de su mejoramiento, experimentó con un nuevo elemento llamado magnetrón, que servía para el rendimiento del radar. Pasaba mucho tiempo en el laboratorio, por lo que acostumbraba a llevar algo para comer. Uno de sus días laborales, llevó una barra de chocolate y mientras realizaba unas pruebas, evidenció que la barra de chocolate, sencillamente se derritió en el bolsillo. Entonces, dedujo que era por el radar. Empezó a experimentar con más alimentos, hasta que creó esa caja cuadrada que hoy conocemos como horno microondas. En el año 1967 fue lanzado al mercado y con el tiempo fue prohibido en varias naciones, por el alto índice de radioactividad que emite.

Coca cola

Todo comenzó con la idea de curar la gripa. El médico científico John Pemberton, estaba trabajando en la búsqueda de un buen antibiótico que acabara con esos molestos síntomas, como dolor de cabeza y de cuerpo en general. Agregó canela, hojas de coca, limón, y semillas de un arbusto proveniente de Brasil. Curiosamente, fue usado como medicamento durante 7 años y fue su contador, Frank Robinson, quien se dio cuenta del rico sabor que tenía. Mejoraron la bebida con ingredientes que hasta hoy son desconocidos y a principios del siglo XX, la coca cola salió al mercado en todo Norteamérica.

Papas fritas

Se las ingenió un chef muy conocido en el año 1850. Su nombre: George Crum. Trabajaba en un hotel muy distinguido de Nueva Inglaterra, cuando una noche recibió una queja de un engreído huésped. Devolvió un plato de papas convencionales, porque les faltaba sabor y estaban muy blandas. George, al recibir la queja, enfureció y para darle una lección a ese huésped, cortó las papas muy delgadas, las introdujo en aceite hirviendo y les puso buena sal. Pensaba que lo iba a molestar, pero por el contrario, el huésped pidió un plato más de aquello que había comido. Desde allí las papas fritas hicieron más famoso aquel restaurante y al chef.

Imágenes: wikipedia.org

Los mejores inventos descubiertos por accidente
14 julio, 2016
Se habla de:                                                         


Ver más Artículo al azar