Los mejores repelentes caseros contra mosquitos

En aquellos días de calor y de verano, así como los de fuertes lluvias, suelen aparecer más zancudos de lo común. Por si fuera poco que ocasionan grandes ronchas y piquetes, representan una verdadera molestia a la hora de descansar, con su molesto zumbido al acercarse a los oídos. Estos indeseables insectos parecieran tener una fijación con los seres humanos y no discriminan ni sexo, ni edad, ni condición, pues les encanta la sangre de todas las personas. En seguida, traemos los mejores repelentes de mayor eficacia para no permitir que se instalen en el hogar y arruinen la noche:

Lo más reciente:

Remedio de clavo de olor

Diversas investigaciones han señalado que los productos industriales, que envenenan el ambiente y eliminan los insectos, pueden causar graves daños a los seres humanos que se ponen en contacto con los mismos. Por tal razón, este truco natural es perfecto. Sólo se requiere un litro de agua, un champú especial para niños y cerca de 30 clavos de olor. Ya con todo, se efectúa una infusión usando los clavos y el agua. Posteriormente, se debe colar y mezclar con el champú, hasta que resulte una sustancia homogénea. ¡Perfecto! ya tenemos uno de los mejores repelentes, que deben aplicarse en brazos, piernas y donde se prefiera.

Remedio de eucalipto

Únicamente se necesitan 300 gramos de hojas de un árbol de eucalipto, más un litro y cuarto de agua. Se pone a hervir el agua y se le agregan las hojas, durante 50 minutos para que la esencia del eucalipto se desprenda completamente. El repelente se usa cuando aún permanece caliente y se debe esparcir en ventanas y puertas, así como en las partes más húmedas de la vivienda. De este modo, ningún mosquito se atreverá a ingresar.

Remedio de manzanilla

Para este repelente, se usan 280 gramos de flores de manzanilla y una buena cantidad de agua. Se recomienda lavar previamente la manzanilla y con la misma, frotar toda la piel. El proceso se repite cada dos o tres horas para que no pierda su efecto.

Remedio de almendras

Un repelente ideal para los niños y bebés, por su efectividad y suavidad. De hecho, la población infantil es el platillo predilecto de estos insectos. Para prepararlo, se requieren cien mililitros de aceite de almendras, 22 gotas de esencia de albahaca, más otras 22 gotas de esencia de geranio. Se mezclan los ingredientes y luego se aplica a las extremidades y rostro.

Remedio de lavanda

Los ingredientes son: 120 mililitros de aceite de lavanda y una buena crema para la humectación cutánea. Se realiza una mezcla y se aplica a la piel en general. Aparte de proteger contra los mosquitos, se obtiene una agradable sensación de frescura.

Remedio de citronela

La citronela tiene fama de sacar huyendo a varios insectos, entre ellos los molestos zancudos. Lo ideal es obtener un spray con su aceite, o también lociones y toallas húmedas a base de este aroma y santo remedio.

Remedio de café molido

Simplemente, se debe espolvorear el café molido en todos los lugares que se quieran aislar por completo de la presencia de mosquitos, especialmente donde yacen aguas estancadas, lo cual acabará con la vida de los huevos y no se podrán reproducir.

Imagen: wikipedia.org

Los mejores repelentes caseros contra mosquitos
29 abril, 2017
Se habla de:                                                         

Ver más Artículo al azar