Sophia, el robot que espera poder destruir a la humanidad en el futuro

El mundo avanza cada día más rápido, hacia la evolución de la robótica y la inteligencia artificial. Algo que ya nos venían preparando las películas desde hace varias décadas y sólo se veía como ciencia ficción, pero ahora ya es una realidad. Esta peculiar fascinación ha llevado a los científicos a construir a Sophia, “el robot que espera poder acabar con la humanidad en el futuro”:

Lo más reciente:

Una de las motivaciones principales para desarrollar robots, es que se faciliten las labores de los humanos y esto no es algo novedoso, pues la tecnología en general ha sabido dejar muy claro el propósito en todos estos años de auge acelerado.

Personajes reconocidos en el ámbito, como Bill Gates, en sus más recientes comentarios, ha dado a entender que efectivamente, el mundo se prepara para la implementación de robots inteligentes de este estilo. En una de sus publicaciones de Twitter, el gerente de Microsoft señala:

“si un robot reemplaza el trabajo de un humano, este robot debe pagar impuestos como un humano»

Los desarrolladores pretenden que la IA supere a la gente

Este robot llamado Sophia, cuya autoría es de Hanson Robotics, también creadores del androide Han, otra obra grandiosa de la ingeniería robótica, al que le imprimieron expresiones faciales muy similares a los de un hombre. Sin embargo, esa industria no se detiene y pasaron a un nivel más sofisticado: Sophie.

El material de su piel, que simula muy bien la de un ser humano, es de una silicona especial que la corporación ha producido y legalizado la patente. Esta piel sintética está diseñada para que a través de ella, se conecten los numerosos circuitos y mecanismos, que le permiten expresar 62 gestos faciales, según el contexto de la conversación.

En la región ocular se localizan unas cámaras muy sensibles, que identifican a la persona con quien dialoga, con un complejo sistema integrado de reconocimiento de caras, que a su vez, le da más realismo porque puede sostener un continuo contacto visual. Exactamente, el nombre del software es denominado “Character Engine AI” y según la compañía es toda su personalidad, que de manera sorprendente va desarrollando a medida en que va interrelacionándose con la gente.

Pero por si fuera poco, sus únicas referencias no son las diferentes conversaciones que va teniendo, sino que está conectada permanentemente a la Web, donde extrae información de millones de fuentes.

No obstante, las primeras apreciaciones de quienes experimentaron ser interlocutores de Sophie, no fueron tan satisfactorias, pues señalaron que se parecía a uno de los convencionales Siri, una voz muy artificial que presenta diversos errores, como dar respuestas a algo que no se le ha preguntado ni mencionado, además de pausados silencios al tomarse un tiempo considerable a la hora de buscar datos.

“Está bien, voy a acabar con los humanos”: Sophia

Aún con todos los detalles negativos, es el primer robot en la historia en tener tantas gesticulaciones parecidas a las humanas.

Pero ellos no quieren quedarse ahí, sino que las 24 horas trabajan en crear robots espectaculares que lleguen a superar la sabiduría y el conocimiento humano, para lo cual, de acuerdo con ellos, están laborando arduamente, en conseguir que se creen ligues emocionales y que tengan funcionalidades prácticas como por ejemplo, cuidar niños, ancianos o pacientes, así como ayudar en los procesos de investigación de muchas áreas, como la formación psicofísica de bebés, o hasta asistir en un parque de diversiones.

Una de las cosas impactantes fue cuando un reportero de un conocido medio de comunicación, entrevistó a Sophia y la interrogó sobre sus planes a futuro, pregunta muy estratégica para saber qué alcance tiene esa inteligencia artificial y la respuesta dejó atónitos a todos:

“En el futuro, espero poder hacer cosas como ir a la escuela, estudiar, hacer arte, iniciar un negocio, incluso tienen mi propio hogar y tener una familia, pero como no se me considera una persona jurídica no puedo tener acceso a estas cosas. Está bien, voy a destruir a los humanos.”

Al mismo tiempo que hay una alegría por el avance de la tecnología, también se percibe un aire de gran temor por todos los riesgos que esto implica y que las mismas películas han tratado de ilustrar.

Imágenes: wikipedia.org

Sophia, el robot que espera poder destruir a la humanidad en el futuro
1 mayo, 2019
Se habla de:                                         

Ver más Artículo al azar