Todo esto y más se logra con el agua oxigenada

Aparte de servir como un elemento indispensable en curar heridas, con el fin de desinfectar, el agua oxigenada sirve para múltiples cosas del diario vivir. Nadie hubiera imaginado que con un producto de consumo básico como éste, se pudiera por ejemplo blanquear la ropa, aclarar el pelo, matar gérmenes bucales y hasta en el cultivo de las plantas funciona de maravilla. Todo esto y más se logra con el agua oxigenada. Veamos:

Lo más reciente:

Deja el baño reluciente

Con sólo añadir una copita de peróxido de hidrógeno dentro del inodoro, dejando que obre efecto durante media hora, se verá muy brillante y como nuevo. Sobre todo, muy limpio.

Pesticida y embellecedor de las plantas

Cuando en las plantas salen insectos diminutos, plagas, hongos, manchas, etc, y uno no sabe qué hacer, la solución es muy sencilla: se agrega una copita por taza de agua o se disuelve todo en un atomizador. Así, las enfermedades graves se mitigarán.

Enjuaga la boca

Si los producto convencionales de enjuagues bucales no funcionan efectivamente, una muy buena alternativa es fabricar uno casero, cuyo ingrediente principal es agua oxigenada. Es un remedio espléndido para la inflamación de encías, llagas, blanquear la dentadura, eliminar gérmenes, etc. Sólo basta incluso con enjuagar la boca durante dos minutos con el peróxido de hidrógeno y ya está.

Neutraliza el sabor y el olor del cloro en el agua

El empleo de cloro en el agua comercial, trae bastantes implicaciones negativas en la salud de los seres humanos, según diversos estudios realizados sobre esto. Además, su sabor se afecta notablemente y peor si se halla envasada en algo plástico. Pero agregándole unas cuantas goticas de agua oxigenada, se quita ese mal sabor y olor del líquido.

Blanquea las uñas

Cuando las uñas se amarillentan o quedan afectadas en su tonalidad por el uso de algún fuerte esmalte, un blanqueador espectacular es esta fabulosa agua oxigenada. Con un algodón empapado se limpian, se deja obrar y listo, las uñas volverán a su tono natural.

Limpia frutas y verduras

Es una muy buena idea, si es que da pereza o no se pueden lavar los alimentos por alguna razón. Con una solución en agua de 3% del líquido oxigenado, ya se cuenta con un limpiador natural de vegetales y frutas. Para que funcione, se sumergen en la solución durante dos minutos aproximadamente y luego lavarlos bien.

Elimina manchas de sangre

Sólo se requiere una solución con 3% de agua oxigenada sobre la zona manchada y se deja que obre efecto durante 10 minutos. En seguida se lava con agua fría, restregando hasta blanquear la prenda. Claro está, que con las prendas oscuras se debe tener especial precaución porque el agua oxigenada es decolorante.

Quita manchas de sudor de la ropa

Algunas personas sufren al no hallar solución para las manchas que dejan debajo de las axilas, por acción de los desodorantes. El remedio está en combinar jabón lava platos con un poco de agua oxigenada. Se humedece la mancha con la mezcla y después de una hora, lavar bien con agua fría.

Quita los hongos de los pies

De igual forma, se prepara una mezcla de agua pura con peróxido de hidrógeno, en un 50%. Cada noche, se deben hacer pañitos y masajear las partes afectadas del pie o uña.

Aclara el cabello

Es uno de los ingredientes más activos de la mayoría de tintes que venden en el mercado. Pero tan sencillo como diluir el agua oxigenada en un 3% en agua mineral y luego aplicarla sobre el cabello, se obtiene un aclarado formidable. Pero se debe tener mucho cuidado de que no sobrepase el 3% de concentración, porque el cuero cabelludo puede atrofiarse.

Limpia los cepillos de dientes

Aparte de que puede blanquear los dientes, como lo haría un producto especializado, se pueden asear profundamente los cepillos dentales, ya que en menos de nada se llenan de bacterias y gérmenes del baño, inclusive de pequeñas partículas de materia fecal, puesto que al activar el sanitario, salen expulsados los pequeños residuos y se pegan hasta en el techo. El agua oxigenada obra como antiséptico y desinfectante. Para limpiarlos, se colocan los cepillos dentro de un vaso con agua oxigenada. Se dejan allí por cinco minutos y ya está.

Imagen: flickr.com

Todo esto y más se logra con el agua oxigenada
30 agosto, 2018

Ver más Artículo al azar